Hacer queso fresco en casa es tan fácil que lo harás todas las semanas! Buenísimo

A muchas personas les fascina el queso. Estas personas suelen tener gustos más refinados en mayor medida una vez que logran apreciar los diferentes sabores de queso de existen. Están dispuestos a gastar una gran suma de dinero por sólo un pedazo de queso para satisfacer sus paladares.

El día de hoy te enseñaremos cómo preparar un delicioso queso casero que no volverás tu favorito de inmediato. Y lo mejor de todo es que te ahorrarás una buena cantidad de dinero en este nuevo lujo.Recuerda que el queso es un lácteo que se obtiene a partir de leche pasteurizada y al momento de combinarlo con un medio ácido se pueden generar resultados favorables tanto para la salud como para el sabor del producto final.

Receta:
1 litro de leche pasteurizada (evita el producto que viene en cajas, pues no podría cuajar correctamente)

Exprime directamente 45 ml de jugo de limón

1 pizca de sal. Además ten a la mano algún sabor que quieras agregar como orégano, pimienta…

100 gr de yogur natural.

2 cucharadas de nata.

Pon a fuego lento la leche en una contenedor de acero. Espera a que hierva. Apenas salgan algunas burbujas, habrá que retirar del fuego y tapar por 20 minutos ya a temperatura ambiente. Tienes que añadir el resto de los ingrediente evitando que entre aire a la mezcla por unos 10 minutos.

vuelve a calentar a fuego medio y evita que la leche se corte, es decir que se separe el suero. Agrega un poco de sal y vuelve a mezclar en caso de que aprecies un poco de ese proceso.
Tienes que colar el suero con una cucharilla y vaciar la mezcla con un colador o tela de quesos. Hay que drenar el suero. En este punto puedes añadir los sabores que desees. Una vez que termina de drenarse el suero, observarás un tipo de pasta que puedes amasar para darle forma. Se recomienda almacenar en un contenedor hermético cuando se tenga que llevar a la nevera.